Inicio
Niña de once años presa por sacarle 2 mil pesos a su mamá PDF Imprimir E-Mail
Ana María Vergara, su madre, la entregó a Carabineros. “Yo sólo quería darle un cuco”, explicó.


L a pequeña A.C.V., de 11 años, tiene los ojos grandes, cabellos largos y una sonrisa con destellos de tristeza. La niña vive en Maipú con su madre y estuvo encarcelada durante siete meses en un centro de menores, por hurtarle a su progenitora dos mil pesos para comprar dulces.


Ana María Vergara, madre de la niña, relató ayer el sorprendente episodio desatado por su denuncia a Carabineros el 23 de septiembre pasado.


“Mi hija es callada, tienen que pasarle muchas cosas para que pueda hablar. Ella me sacaba dinero para comprarle dulces, berlines, bebidas a sus compañeros de curso. Mi hija no se llevaba bien conmigo y ese día, 23 de septiembre, me sacó dos mil pesos”, recordó la madre.


-¿Y la denunció a Carabineros?
-Ella sacó dos mil pesos que yo manejo debajo de un paño del refrigerador. Fui a buscar la plata y no la encontré y ella no me dio explicaciones. Yo no sabía qué hacer, a qué atenerme y me sentía mal como mamá.


-¿Por eso la denunció por robo?
-Como no le pego ni la castigo, quise darle un escarmiento, un susto, un cuco, y por eso llamé a Carabineros. Quise darle un cuco, no quería mandarla presa. Yo le pregunté a Carabineros y me dijeron que no me preocupara.


-¿Y cómo una niña estuvo presa por hurtar dos mil pesos?
-Le dije a mi niña que se fuera con los carabineros; ella pasó la noche en la comisaría. La fui a buscar y me dijeron que fue derivada al Centro de Orientación y Tránsito Galvarino. Ella vivió una pesadilla allí; le daban dos o tres pastillas para mantenerla tranquila. Yo la visitaba tres veces a la semana.


-¿Por qué el juez (del Primer Juzgado de Menores de Santiago) la derivó a un hogar?
-El juez pensó que se necesitaban exámenes para saber qué pasaba con la niña. Me dijeron que la iban a ayudar.


-¿Está arrepentida?

-Sí. Nunca quise que estuviera presa.


Travesura o delito
El abogado de la niña, Gustavo Menares, explicó la decisión de la justicia: “El juez determinó el ingreso de la menor al hogar en tránsito porque es el procedimiento común en estos casos. No obstante, debió haber discriminado si se encontraba ante una menor en riesgo social o frente a una niña que le había hecho travesuras a su mamá. Allí está la falta de criterio del tribunal.


-Entiendo que la niña estuvo también en la Fundación María Ayuda y se fugó.
-Sí, ella se fugó en abril pasado (en Semana Santa) y llegó a la casa de su mamá. Yo hablé con el juez y logramos que el tribunal repusiera el cuidado provisional de la menor a la madre.

 
< Anterior   Siguiente >

Servicio exclusivo para clientes de defensores.cl

 

La circunstancia atenuante del artículo 11 número 9 del Código Penal.-

 

Visitantes: 2786390